Horno táctil, la revolución en la cocina

Confieso que me gustan las cocinas antiguas y es por eso que me sentí feliz cuando me mudé a mi actual piso y descubrí que en él descansaba una vieja cocina de los años `50 que, por cierto, aún funciona a la perfección.

Sin embargo, a la hora de usarla y a pesar de que la defiendo con recelo frente a las críticas- presenta algunas dificultades. Es entonces cuando pienso en renovarme. El arte de cocinar sería sin dudas diferente con un horno de alta tecnología como la Barazza Velvet Touch Screen. Es que es como comparar un coche de los `80 con una Ferrari…

Este horno de vanguardia presenta una pantalla táctil que permite ejecutar todas las acciones en forma realmente intuitiva. Elegante, minimalista, cuidado al detalle, presenta varias alternativas estéticas y ahonda en la practicidad, con la posibilidad de personalizar diferentes programas de cocción, organizar funciones y hasta elegir el lenguaje de la pantalla. Y hay más pues hasta cuenta con un puerto USB que permite actualizar el software y basta tocar la pantalla para abrir la cocina.

Son tanta sus virtudes que, como es de esperar, su precio es algo elevado: 1.600 libras.